Heine ha conseguido algo más que impactar a millones de personas en Internet, donde se ha convertido en un verdadero fenómeno. En realidad, ha inventado un género nuevo, influido por el "surrealismo belga, el expresionismo alemán, el arte pop y el realismo social", según reconoce. Por si fuera poco, no sólo hace las fotos y los dibujos, sino que también pone música a un precioso vídeo que muestra paso a paso el proceso de sus creaciones.

Pencil vs Camera es, en palabras de su creador, "una mezcla de magia, ilusión, poesía y surrealismo", una "invención visual" que mezcla el dibujo y la fotografía, la imaginación y la realidad. A partir de una foto de unos bañistas en un río de Cabo Verde, el artista imagina un trasunto de la sirenita de Coppenhague, creando una suerte de realismo mágico fotográfico. En otra, una instantánea parisina se reaviva inopinadamente con un dinosaurio de papel, un homenaje al Godzilla tokiota.