El "bullying" en América Latina y el suicidio de Amanda Todd

Entrevista con la Dra. Luciana Cataldi, especialista en la problemática de acoso escolar entre niños, que despejó dudas acerca de este flagelo.

- El problema del "bullying" siempre se asoció con las escuelas en Estados Unidos. Pero, ¿qué ocurre en América Latina?

El bullying es una problemática social y mundial, tiene su raíz en el acoso, el hostigamiento. La conducta del bullying se define como: "violencia sostenida en el tiempo, (esto hace que se diferencie de otras conductas violentas que pueden surgir en la escuela) física o mental, realizada por un niño en el ámbito escolar o por un grupo, y dirigida contra otro niño, también en edad escolar, que no es capaz de defenderse a sí mismo".

Se da entre niños en edad escolar. En Latinoamérica, el bullying es igual que en otras regiones, tiene que ver también con la violencia social en la que vivimos. Los niños absorben del entorno y replican lo que ven. A una cierta edad, el niño se educa más de lo que ve, que de lo que se le dice; y si está rodeado de violencia social en su entorno, en los medios de comunicacion, en la calle, etc., en su pequeña sociedad, que es la "escuela", va probando lo que aprende.

Como siempre, trato de inculcar en mis talleres de sensibilización, que en el bullying o acoso escolar están implicados: el acosado, el agresor, el espectador (grupo que guarda silencio), las familias y la escuela (Comunidad Escolar). Todos tienen una responsabilidad alícuota.

Hoy lo que sorprende en Latinoamérica, por mi experiencia, es la conspiración de silencio que hay entre compañeros y las instituciones escolares con las familias, se perciben como más tolerantes con los agresores, que con el hostigado. Se escuchan palabras tales como "es cosa de chicos", y en algunos casos se toman al acosador como un "líder". Entonces tratan de liberar al acosador y abandonan al acosado a su suerte. Las instituciones escolares tienen que ser responsables y velar por la integridad física y psíquica de los niños y el derecho a educarse en un ambiente sano. Es por ello que tienen que estar en tema de lo que es el bullying, hacer talleres para concientizar. Los maestros, tienen que requerir capacitación continua.. Buscar docentes o personas que esten entrenadas en bullying y en mediación escolar como método de resolución de conflictos pacíficos.Esta visión, este concepto, está faltando/fallando en Latinoamérica. Y esto si se da como política de estado en los EEUU. El haber vivido y trabajado en ese país, en etos temas, me permite tener esta visión y poder comparar y ver el camino que nos falta recorrer en ese sentido.

- ¿Qué consecuencias puede sufrir un joven que es acosado desde temprana edad?

Las consecuencias son variadas y dependen de cada chico, de su personalidad. Hoy en día, no podemos hablar de que los chicos que sufren bullying tengan cierto tipo de características en su personalidad o un perfil-. Y con los agresores sucede lo mismo. De no tener en cuenta esto, estaríamos etiquetándolos en un "perfil"; las etiquetas no son amigas de la educción nunca. El bullying, le puede pasar a cualquier chico. Pero sí, podemos hablar de alarmas que pueden presentar, en las cuales los padres debemos prestar atención. Y estas pueden ser: la frustración (se vuelve más hostil y agresivo), pueden llegar a convertirse en maltratadores de otras personas más débiles, replicando lo que a ellos le hacen. Pueden presentar fobia a la escuela, baja autoestima, se desesperan por no poder (saber) cambiar, creen que no poseen nada positivo que ofrecer y se sienten inferiores, sienten miedo y tristeza, aumentan los niveles de timidez e introversión, lo que los hacen personas aún más vulnerables.

Entonces, ¿cómo podemos ayudar a una víctima de bullying? Primero, los padres tienen que fortalecer su autoestima, y que su hijo desarrolle habilidades sociales fuera de la escuela, con distintos grupos de niños, donde pueda sentirse seguro. Recordar que los niños que tienen amigos son menos propensos a ser víctimas de acoso escolar. Si su hijo está siendo intimidado, teniendo amigos, es mucho más fácil aliviar los efectos negativos. Enseñe a su hijo a decir BASTA o a recurrir a un adulto. Piense que las secuelas del bullying o acoso escolar son de por vida. Se sufre de depresión por la intimidación.

Hay estudios que indican que detener con voz firme y fuerte el agresor antes de los 10 segundos de empezada su agresión, corta con el mecanismo. Como Papás. pueden diseñar en casa una respuesta asertiva y dramatizarla, escuchando los distintos tonos de voz y el lenguaje corporal (su postura ante la agresión) de su hijo. Esto le brindara seguridad a la hora de sufrir acoso escolar y saber cómo actuar. Si los papas no están seguros de cómo transmitirlas, pueden recurrir a un profesional para que las desarrolle. Se le tiene que proporcionar al niño un ambiente de hogar seguro y amoroso, donde se modela el comportamiento compasivo y respetuoso, SIEMPRE. En segundo lugar, reconocer y ayudar a su hijo a desarrollar las fortalezas, habilidades, talentos u otras características positivas. Darle un apoyo diario y continuo, escucharlo y fomentar la comunicación continua, dejando que exprese sus emociones. Cuando el niño expresa emociones negativas acerca de sus compañeros, es bueno que sea empático en reconocer estos sentimientos y hacer hincapié en que es normal sentirse de esta manera. Después de escuchar activamente, el incidente que desencadenó la intimidación, discuta las estrategias, especialmente las que su hijo piense que van a ser más útiles. Escúchelo. Considere sólo, como último recurso, trasladar a su hijo a otra escuela. Un nuevo comienzo, en un nuevo ambiente escolar, puede ser una solución viable.

- ¿De qué manera se puede prevenir el "bullying"?

Una de las herramientas de prevención que yo utilizo es la mediación escolar, esta sirve para prevenir conflictos y educar en el conflicto. Tener estas herramientas permite desarrollar: competencias dialógicas necesarias para la vida cotidiana, el pensamiento crítico, la autoestima, la comprensión de sí mismo y de los demás (empatía), la aceptación de la diversidad; habilidades para identificar, comprender y analizar las situaciones de conflicto, para saber cómo tratar la problemática y crear escuelas sanas para una educación emocional del niño saludable.


¿Qué debe hacer una escuela cuando tiene este problema? Debe pensar cómo es la comunicación en la institución, cómo se realiza la prevención del bullying, cómo se maneja el conflicto entre los alumnos, si se utilizan herramientas de mediación en el colegio, si hay reflexión y pensamiento crítico… y la enseñanza en valores, palabra tan de moda hoy en día en la educación, tan utilizada por las instituciones, que no quede vacía de contenido, como lo que está ocurriendo en la práctica.

Para concluir, no hay que olvidar que los acosadores de niños, son acosadores de grandes. Es una conducta que se establece en la personalidad y se continúa en el tiempo. Después, vemos ya de grandes, que se da el acoso familiar, el acoso laboral. Por eso es importante detectarla, tratarla y ver qué es lo que la genera o dispara a ese niño, para llegar a realizar ese tipo de intimidación/violencia hacia el otro. Y por último, no confundamos líder con hostigador, que es la confusión más frecuente que hoy encuentro de parte de padres de niños hostigadores, como de la instituciones escolares, que lo sitúan en ese pedestal en vez de ponerlo en el justo lugar y realizar las acciones pertinentes para evitar el avance en el tiempo de esa conducta.

- ¿Estas tareas de prevención se vuelven más difíciles con la aparición de las redes sociales?

Con la aparición de las redes sociales, viene otro fenómeno más nuevo, denominado Cyberbullying o Ciberacoso. La expresión en inglés, la define cuando un niño, adolescente o preadolescente, es atormentado, amenazado, acosado, humillado, avergonzado por otra persona desde Internet, medios interactivos, tecnologías digitales o teléfonos móviles. El Cyberbullying es el acoso de un menor de edad contra otro menor. Mensajes de acoso (chat, MSN, Yahoo Messenger, facebook, twitter, juegos en red…), robo de contraseñas, de cuentas de correo y usuario web, comentarios ofensivos en blogs, facebook, envío de imágenes a través de email y teléfonos móviles, encuestas en Internet insultando o injuriando a algún menor, juegos interactivos involucrando al acosado, el envío de código malicioso y virus al email de la víctima acosada, envío de fotografías privadas de un menor y emails basura, suplantación de identidad. El acosador asume la identidad de la víctima en internet y comete actos delictivos o que denigran la imagen del acosado.

Aclaro todos los temas posibles que engloban el ciberacoso, para que se entienda que no es solo dejarle un mensaje ofensivo en el facebook. Es mucho más que eso, y además, una vez que algo se ha puesto en la red, se viraliza y ya no hay forma de terminar con su alcance.

En la Argentina, por ejemplo, el año pasado hubo un caso que saltó a los medios de comunicación. El de una niña, llamada Romina Perrone, a la cual una compañera del colegio había creado un grupo en Facebook, denominado: "3 razones para odiar a Romina Perrone". Su mamá denunció el caso de acoso virtual o cyberbullying ante el Instituto Nacional contra la Discriminación (INADI), que tomó cartas en el asunto.

En este tema, la prevención está más en casa, y del lado de los padres. En poder brindar educación a lo sniños para manejarse con una herramienta tan importante, para los nativos digitales como es la internet.

En las escuelas, es un tema que no se trata mucho, ya que la mayoría de los casos de cyberbullying se dan fuera del establecimiento escolar, y fuera de los horarios escolares. Pero, como especialista en estos temas, afirmo que la comunidad escolar tendría que buscar mismo en la materia de informática o "Tics", educar a los estudiantes en el comportamiento en Internet y el lenguaje apropiado en Internet.

Por último, para los que padecieron ciberacoso, es hasta más devastador que el bullying o acoso escolar. Justamente, en el tema de cyberbullying, tuvimos la desagradable noticia del suicidio de Amada Tood, la semana pasada, la niña que había publicado un video en YouTube, en el que denunciaba la situación que vivía y que desencadenó su decisión de quitarse la vida. A los doce años, según el testimonio de la propia Amanda, "deseaba conocer nuevos amigos" y cometió "el error que le perseguiría" hasta su muerte. Fue por inocencia, falta de experiencia, no medir los daños que tampoco los tenía que saber. Siempre tiene que haber un adulto que enseñe y guíe.

Por más que pensemos que nuestro hijos la tienen muy clara con la tecnología…. y pueden tenerla y saber más que nosotros, pero de lo que no saben, es como deben comportarse, expresarse, porque están en edad de aprender, y es nuestra labor enseñar y acompañarlos. Señalarle los peligros, porque ahí estamos previniendo daños. Qué paradoja, que cuando Amanda Todd estaba viva; el mayor miedo era que estaba completamente sola. Ahora que no está más con nosotros, es una de las personas que más amor está recibiendo de todo el mundo.


- ¿Facebook es responsable, en parte, por la muerte de la joven Amanda Todd?

Las redes sociales no pueden ser culpadas. Es responsabilidad de los mayores saber qué hacen nuestros hijos menores en la red. Facebook tiene una política para ingresar a su red. Solo los mayores de 13 años pueden hacerlo, sin embargo no hay que ser un estudioso para ver que la red tiene muchos niños menores de 13 años que acceden; entonces, es responsabilidad de los padres, chequear que hacen sus hijos en internet. Si lo abren ellos a escondidas. Ver que tienen en su computadora, no es una violación a su intimidad. Estamos hablando de menores, hay un bien superior protegido que es la vida, la integridad física y psíquica de un menor.. Una investigación entre niños argentinos de 8 a 10 años reveló que Facebook y Youtube son los sitios más concurridos por niños de esta edad. Esto sucede, pese a que la red social Facebook, es para mayores de 13 como decíamos. La seguridad online es un tema que la escuela no logra enseñar y los padres no logran transmitir.

Aunque podría suponerse que en Internet los chicos se inclinan por opciones pensadas exclusivamente para ellos, YouTube y Facebook son sus sitios preferidos. Y buena parte de los niños, navegan por esos espacios virtuales solos, sin la supervisión de un mayor. Lo revela una investigación realizada por la Asociación Civil "Chicos.net" junto a "Save The Children", entre niños de ocho a diez años.

Facebook está entre las muchas compañías que están adoptando una combinación de nuevas tecnologías y vigilantes humanos, para combatir a los delincuentes sexuales y el cyberbullying. Estos esfuerzos, empiezan normalmente con la detección automática de lenguaje inapropiado e intercambio de información personal.

¿Cómo funciona la moderación? Muchas compañías tienen diferentes penalidades frente a mensajes inapropiados. Desde eliminar el contenido, hasta advertir al usuario de que está haciendo un mal uso de la herramienta. En el caso de que haya una infracción continua, se lo puede expulsar de la comunidad.

Como siempre digo, al finalizar mis charlas, el problema no es la herramienta, sino el mal uso que se le da. Es algo que está pasando; y padres, docentes y autoridades deben tomarlo en cuenta y dar prevención y educación.

Y para los chicos, les diría: tienen que pensar lo siguiente antes de publicar cualquier contenido o texto en internet: ¿es algo que le dirían a alguien cara a cara? Si no es así, ¿por qué decirlo en Internet?

Si quieres contactar a la Dra. Luciana Cataldi, abogada, mediadora educativa, coach en comunicacion:
mediacionyviolencia.com.ar
luciana@mediacionyviolencia.com.ar
Twitter: @lucianaMyV